fto mente sana

Puedes ver o bajar una versión en PDF de esta página aquí

  1. Comparte tu sentir:
    Es esperable que sientas ansiedad, miedo, tristeza, confusión o rabia. Eso ocurre porque tenemos la sensación de haber perdido el control y de navegar en la incertidumbre. Comparte tu sentir con alguna persona de tu confianza. Hablar alivia y ayuda a manejar tus sentimientos.
  2. Escucha y comprende:
    Cuando te toca escuchar, trata de comprender la angustia de quien te habla. No le digas “No pasa nada”. Entiende que a esa persona sí le pasa algo. Ayuda si reflexionan juntos sobre como manejaron situaciones de ansiedad vividas anteriormente.
  3. Mantén la calma:
    Es posible que surjan arranques de mal humor o actos impulsivos. Trata de mantener la calma y la presencia de ánimo para ayudar a los otros a calmar su angustia.
  4. Evalúa la situación:
    El pánico hace todo más difícil: abruma la mente y te deja indefenso. Además es contagioso y lleva a la histeria colectiva. En cambio, el miedo controlado permite evaluar la situación y tomar precauciones.
  5. Mantente en contacto:
    Si estás sola o solo, mantente en contacto telefónico o virtual con gente que aprecies.
  6. Comparte y juega:
    Si estas en familia, aprovecha para compartir con ellos actividades diversas: contar anécdotas, jugar, hacer ejercicio. Conversar se puede convertir en una gran experiencia.
  7. Estar a solas:
    Busca también momentos de estar a solas contigo, en tranquilidad. Son necesarios.
  8. No te desanimes:
    Sal de la cama temprano. Dedica tiempo a actividades que te generan satisfacción. Proponte que cada día sea diferente.
  9. Infórmate:
    Infórmate bien para seguir las indicaciones de las autoridades y tomar las medidas adecuadas. Busca fuentes confiables, pues hay muchos rumores y noticias falsas.
  10. Evita el exceso de información:
    Evita la exposición excesiva a medios de comunicación y mensajes virtuales, pues eso aumentará tu ansiedad.
  11. Podemos orientarte:
    Si vives con personas con problemas psicológicos graves, y/o que generan extrema tensión o violencia tal vez requieras conversar con un profesional.
Vuelve al inicio